Caminaré por tu espalda


Llegada la noche caminaré por tu espalda.

Me sentirás recorrerte suavemente pero con la firmeza de mis dedos hundiéndose en tu piel hasta llegar al punto del encuentro entre los montes.

Entonces recordarás que estás sola y te voltearás con terror. En un acto de desesperación prenderás la luz y temblarán como la niña pequeña que alguna vez fuiste.

Te encontrás sola, pero será demasiado tarde porque yo estaré dentro tuyo.

Anuncios