Ninja Tapping


Federico estudió Tapping en BCN y allí se graduó.

Una tarde ventosa, se refugió en la calle Princesa N°16 y se encontró con un libro de técnicas ninja prohibidas. Los puntos de dígitopresión eran complicados, pero no tardó en darse cuenta que los podía activar aplicando tapping.

Todo cambió a partir de ese día, no sólo se volvió más fuerte y rápido, se volvió invencible en todo terreno, pero al final fue su mujer la más agradecida cada noche.

Anuncios