Yo me equivocaba a propósito para verla más tiempo desnuda


​Desnudo, con las manos atadas en la espalda y un pincel en mi boca.

Así pintaba las uñas de sus pies.

Cada error un latigazo.

Anuncios