Pero siempre debía teletransportarse de regreso


Javier estaba loco. Vivía en el manicomio, en Marte u otro planeta. Pero cuando ella lo visitaba, su amor lo teletransportaba.

Anuncios