Reconcomios perversos


Aprieta con más fuerza esas cuerdas, quiero sus marcas permanentes como tus dientes.
Que la velas no se apaguen y su cera se haga una sola con mi piel y tus cuerdas.
Ve por es vino blanco que ya es hora de dar rienda suelta a la diversión entre nos.

Anuncios