Fueron siete


Al tiempo que la luz se escapaba de los espejos, una figuras de escalofríos y demencia, emergieron más allá del horizonte de evento del CERN. Quienes vieron a los Otros enloqcieron o incluso pusieron fin a sus vidas. En un idioma irreproducible por ser humano alguno se comunicaron. Debemos detener al agujero. Imposible, sólo somos…

Ya viene


Detrás del espejo, nuestros hologramas vacíos nos observan con ojos prestados, los de los Otros, que esperan aquel Día del Cambio.