Trululú


Tú, distópica princesa de primaveras obscenas y pensamientos impúdicos, que bajo tu Hábito negro llevas un erótico látex más brillante, Trululú. Por qué me sueñas? Por qué en mi arrebatadas madrugadas no estoy en mi cama? Por qué mi alma está en tus sueños, en tus montes y tus llanos? Por un obelisco, a las…

Río de Estrellas


Anoche sembré un río de estrellas perladas en las lomas de tu espalda y su desembocadura. La misma Vía Láctea te celó desde su altura, porque los ángeles boquiabiertos y bocones no paraban de loar tu hermosura. Tú, tus montes y piernas infinitas que se perdieron entre sábanas egoístas, son la causa de tántos delirios.…

Sueño de una noche de soprano


Tú Titania, yo Oberón. Nosotros en verano y yo soñándo toda la noche tus paroxismos de soprano, a veces de contraalto y otras más abajo. Sueños tan cálidos que la noche se siente fría. Tus besos son espejismos de placer que me hacen creer que la noche no tendrá fin, al menos no uno sólo,…

Furia de Titanes


Chocan huesos contra huesos y todos se estremecen. Son movimientos telúricos que los dejan sin aliento. Las placas tectónicas hacen brotar manantiales de leche caliente que los ahogan de vida nueva. Mientras que el cielo agónico deja caer su última lluvia por doquier y los cuerpos son enterrados una y otra vez.

Comerse a besos


Dicen… Dicen que el desayuno es la comida más importante del día… Entonces que tenemos para el desayuno, besos! Muchos besos por doquier, besos muy lentos para que duren todo el largo día. Y al almuerzo? , bueno, si se puede, más besos para no romper la dieta. Y a la once?, el que pueda,…

Uñas rojas


Tu color rubí escarlata de rojo incandescente, insoportablemente indecente. Un pelo de fuego que derrite mis ojos, que sólo descansan en tus sanguinolientos labios voluptuosos y llenos de sensaciones innombrables que terminan con tus uñas clavadas en mi piel, entre tus gritos y los míos.

Polla’s Fashion


En un mundo convulsionado por el movimiento feminista y todas las justas reivindicaciones y derechos muy merecidos, lo másculino se ve como maligno, perverso, ofensivo y patriarcal de la gran… Bueno, calma, no nos excedamos tampoco, el mundo tiende al equilibrio y una organización, la Polla de Beneficencia, decidió realizar un evento a beneficio del…

El problema con los pezones


Es que los pezones no sólo roban miradas, es que cuando están erectos arrancan los ojos de sus cuencas y ya no queda nada más por admirar. El dicho sólo tengo ojos para tí se vuelve literalmente trágico y agónico, con esa agonía que se vuelve sed y locura. La ceguera femenina emerge cuál emperatriz,…

Tantatatra, una luna de miel diferente


Cuando los recién casados llegaron al Resort All Inclusive, él la levantó en brazos y juntos cruzaron el umbral del placer. Sus ropas iban volando en cualquier dirección que la excitación mal aconsejará. Ella lo empujó sobre la cama y en esa posición le dio el mejor oral de su vida, tánto es así que…

Tus venas


Las venas de tus piernas, Son las carreteras a lugares sin igual, Son las avenidas de mis besos, Los desvelos de mis sueños, Las venas de tus piernas son mi puro deseo.

Florencia


Esos pétalos sudorosos hablan de constelaciones de armonías poco lúcidas en los momentos en que estás lista para florecer, otra vez y otra más. Mil maneras de contar la misma historia, de cantarla, de recitarla, de gritarla y hacerla un poema, una poesía desesperada que espera esperanza.

Palabras


El Universo sin palabras no existe, todo sería un caldo de cosas y de cosar, quien sabe si podríamos comprender algo y así osar, quién sabría si lo quisiste? Todo sería verbalmente homogéneo, si nada existiera verbalmente, no existiría nuestro ingenio. Pero si lo quisite al menos le ufaste, entonces sin palabras aún le provocaste.

Nubes


Primera vez? Sí. Tranquila no pasa nada, será literalmente un paseo sobre la campiña hasta el mar y volvemos. Y puedes volar dentro de una nube. Se podría, pero no debemos. Y si escojo una podrías hacerlo por favor? Es una fantasía que tengo. Uf, yo tengo otras. El rió en forma picarona y ella…

El bajista enamorado


El era un bajista que se jactaba de tocar el alma de las personas y hacerlas resonar con su música. Cuando se enamoró, ella tocó de verdad su alma, y cuando el la tocó a ella supo dr verdad lo que era la resonancia.

Grimorio carnoso


El casto monje loco por fín terminó de tatuar todo el grimorio sobre la piel de la docella, pura y virginal como una paloma en un nuevo amanecer. Para concluir su obra faústica era necesario conocerla y así acometió su ruin trabajo, el que concluyó con felicidad al tiempo que terminaba de recitar entre las…

Exploraciones digitales y analógicas


Ya sabes, ya lo sabes, mis dedos son los grandes exploradores de tu cuerpo, tanto es así que bien podríamos decir que conocen hasta tu alma. Y qué decir de esas noches bajo las estrellas de tus sábanas, donde casi perdidos, encontraron su refugio entre tus encantos, rinconcillos perfectos para descansar y merendar. Ah, pero…